Boletines de Prensa

Personal operativo y maquinaria de la Prefectura de Imbabura desalojan la maleza y escombros que comprueban el aspecto físico de estas instalaciones. Esta labor permite mantener en buenas condiciones este bien público, mientras que se gestionan recursos para poner en marcha un proyecto de remodelación completo que tiene un alto costo económico. 

IBARRA.- Una máquina excavadora y dos volquetas de la Prefectura de Imbabura apoyan las tareas de limpieza del Centro Recreacional Yuyucocha de Ibarra. El personal operativo de la institución es parte de este trabajo que se realiza con el propósito de recuperar este espacio público y mantenerlo en óptimas condiciones, libre de maleza y escombros.

 

La intervención es dura, tomando en cuenta que, en el transcurso del tiempo, este bien, propiedad del organismo provincial se ha mantenido fuera de servicio, por lo cual fue presa fácil de la vegetación y refugio de animales roedores. Pese a ello, mediante mingas, se lleva a cabo la adecuación de estas instalaciones repartidas en aproximadamente tres hectáreas de extensión.

 

El complejo recreacional cuenta con vertientes de agua. Antiguamente, venía prestando los servicios de piscinas, zonas de camping, restaurante, contando además con un atractivo lago artificial. La modernización de los servicios en espacios similares hizo que la ciudadanía pierda interés de acudir a este lugar, ante lo cual, se hizo necesario idear un proyecto dirigido a generar atractivo e interés.

 

Dentro de su plan de trabajo, la Prefectura diseñó un proyecto de remodelación total de la antigua infraestructura, dando paso a la construcción de un moderno Parque Acuático, como pensado un lugar destinado al ocio, el deporte, descanso, recreación y esparcimiento familiar. La crisis económica del país y el recorte de presupuesto detuvo el proceso, habiéndose dado prioridad a otro tipo de inversiones a favor de las comunidades más necesitadas del territorio. 

 

Como parte de las labores de rehabilitación se requiere implementar las obras de desagüe, a fin de minimizar los problemas de excedencia de caudales durante el invierno. La intervención emergente de limpieza es dirigida por personal técnico que, a su vez, se encarga de analizar las acciones que se deben implementar en este sitio para que permanezca en buenas condiciones.